"No hay decisiones buenas y malas, solo hay decisiones y somos esclavos de ellas." (Ntros.Ant.)

domingo, 8 de enero de 2012

MITOS HEBREOS -EL DILUVIO-


MITOS HEBREOS
EL DILUVIO


POR ROBERT GRAVES y RAPHAEL PATAI

Noé se mostraba tan poco dispuesto a perder su inocencia que, aunque le instaban con frecuencia a casarse, esperó hasta que Dios le encontró a Naamá, hija de Enoc, la única mujer desde Istahar que había permanecido casta en aquella generación corrompida.
Sus hijos fueron Sem, Cam y Jafet, y cuando éstos crecieron, Noé los casó con las hijas de Eliakím, hijo de Matusalén.
Advertido por Dios de que se acercaba el Diluvio, Noé difundió la noticia entre la humanidad, y predicaba el arrepentimiento a dondequiera que iba. Aunque sus palabras quemaban como antorchas, la gente se burlaba de é l : "¿Qué es ese diluvio? Si es un diluvio de fuego, tenemos alitha (¿amianto?) que es inmune a é l ; si es un diluvio de agua, tenemos láminas de hierro para contener cualquiera inundación que pueda brotar de la tierra.
Contra el agua del cielo podemos utilizar un aqeb (¿toldo?)" Noé les advirtió entonces: "¡Pero Dios enviará aguas que burbujearán bajo vuestros pies!" Ellos se jactaron: "Por grande que sea ese diluvio, nosotros somos tan altos que el agua no podrá llegarnos al cuello; y si Él abriese las compuertas de Tehom nosotros las cerraremos con las plantas de nuestros pies".
Dios ordenó a Noé: "Hazte un arca de maderas resinosas, divídela en compartimientos y la calafateas con pez por dentro y por fuera. ,. Entraréis en el arca tú y tus hijos, tu mujer y las mujeres de tus hijos contigo. -. De todos los animales puros toma dos setenas, machos y hembras, y de los impuros, dos parejas, machos y hembras. También de las aves puras dos setenas, machos y hembras, para que se salve su prole sobre la haz de la tierra toda". También debía proporcionarles alimentos de toda clase. Noé pasó cincuenta y dos años construyendo el arca; trabajaba lentamente con la esperanza de demorar la venganza de Dios.
Dios mismo diseñó el arca, la que tenía trescientos codos de largo, cincuenta de ancho y treinta de alto. "Harás en ella un tragaluz, y a un codo sobre éste acabarás el arca por arriba; la puerta la haces a un costado; harás en ella un primero, un segundo y un tercer piso". Cada piso estaba dividido en centenares de compartimientos; el primer piso alojaría a todos los animales salvajes y domesticados; el segundo a todas las aves; y el tercero a todos los reptiles y además a la familia de Noé.
Ciertas ánimas errantes entraron también en el arca y se salvaron. Un par de monstruos demasiado grandes para cualquier compartimiento sobrevivieron, sin embargo: el búfalo, que nadaba detrás, con el hocico apoyado en la popa, y el gigante Og. Este era hijo de Hiya y de la mujer que luego se casó con Cam y que suplicó a Noé que mantuviera la cabeza de Og fuera del agua dejándole que se asiese a una escala de cuerdas. En agradecimiento, Og juró que sería esclavo de Noé, pero aunque Noé lo alimentó compasivamente a través de una portañola,
reanudó luego sus maldades.
Cuando Noé comenzó a reunir a los animales se sintió desanimado por su tarea y preguntó: "Señor del Universo, ¿cómo voy a realizar esta gran cosa?"
Inmediatamente el ángel guardián de cada clase descendió del Cielo y, llevando una canasta llena de pienso, todos los animales fueron conducidos al arca de modo que cada uno pareció haber ido guiado por su propia inteligencia natural.
Llegaron el mismo día en que murió Matusalén a la edad de novecientos setenta años, una semana antes que comenzara el Diluvio; y Dios designó ese tiempo de aflicción como un tiempo de gracia durante el cual la humanidad todavía podía arrepentirse.
Luego ordenó a Noé que se sentara junto a la puerta del arca y observara a cada criatura cuando se dirigía hacia é l . Los que se agachaban en su presencia debían ser admitidos y los que permanecían erguidos debían ser excluidos. Algunos autores dicen que, de acuerdo con las órdenes de Dios, si el macho dominaba a la hembra de su especie, ambos eran admitidos, pero no en el caso contrario- Y que Él dio esas órdenes porque ya no eran sólo los hombres los que cometían bestialidad. Los animales mismos rechazaban a sus hembras: el caballo semental
montaba a la asna, el asno a la yegua, el perro a la loba, la serpiente a la tortuga, etcétera; además las hembras dominaban con frecuencia a los machos. Dios había decidido destruir a todas las criaturas, excepto a las que obedecían Su voluntad.
La tierra se estremeció, sus cimientos temblaron, el sol se oscureció, comenzó a relampaguear y a tronar y una voz ensordecedora, otra igual a la cual nunca se había oído hasta entonces, rodó a través de las montañas y las llanuras.
Así trató Dios de aterrorizar a los malhechores para que se arrepintieran, pero sin conseguirlo. Eligió el agua más bien que el fuego como el castigo apropiado para sus vicios execrables y abrió las compuertas del Cielo separando a dos Pléyades; así dejó que las Aguas de Arriba y las de Abajo —los elementos masculino y femenino de Tehom, que había separado en los días de la Creación— se reunieran y destruyeran el mundo en un abrazo cósmico.
El Diluvio comenzó en el día decimoséptimo del segundo mes, cuando Noé tenía seiscientos años de edad. Él y su familia entraron en el arca y Dios mismo cerró la puerta tras ellos. Pero ni siquiera Noé podía creer todavía que Dios iba a destruir una obra tan magnífica y en consecuencia había esperado hasta que las olas le cubrieron los tobillos.
Las aguas cubrieron rápidamente toda la tierra. Setecientos mil malhechores se reunieron alrededor del arca y gritaban: "¡Abre la puerta, Noé, y déjanos entrar!" Noé les gritó desde dentro: "¿No os insté a que os arrepintieseis durante los últimos cientos veinte años y no quisisteis escucharme?" "Ahora nos arrepentimos", contestaron. "Es demasiado tarde", dijo é l.
Los otros trataron de derribar la puerta, y habrían volcado el arca si una manada de lobos, leones y osos rechazados que trataban también de entrar no hubieran despedazado a centenares de ellos y dispersado a los demás- Cuando las Aguas de Abajo de Tehom se elevaron, los malhechores primeramente arrojaron los niños a los manantiales con la esperanza de obstruir su corriente y luego subieron a los árboles y colinas. Siguió lloviendo torrencialmente y pronto la creciente levantó el arca, hasta que por fin quedó flotando a quince codos sobre las cumbres más altas, pero tan zarandeada por las olas que todo lo que contenía era lanzado de un
lado a otro como las habichuelas en una olla hirviente. Algunos dicen que Dios calentó el diluvio en las llamas del abismo y castigó la lujuria vehemente con agua escaldante; o hizo que lloviera fuego sobre los perversos; o dejó que las aves que se alimentan de carroña les arrancaran los ojos cuando nadaban.
Una perla que colgaba del techo del arca brillaba tranquilamente sobre Noé y su familia. Cuando su luz palidecía, sabía que había llegado el día; cuando brillaba, sabía que se acercaba la noche, y así nunca perdió la cuenta de los sábados. Algunos dicen, no obstante, que esa luz provenía de un libro sagrado que el arcángel Rafael dio a Noé, encuadernado en zafiro y que contenía todo el conocimiento de los astros, el arte de curar y el dominio de los demonios. Noé legó ese libro a Sem, de quien pasó por medio de Abraham a Jacob, Levi, Moisés, Josué y Salomon.
Durante los doce meses siguientes ni Noé ni sus hijos durmieron, pues estaban continuamente ocupados con sus tareas. Algunos animales estaban acostumbrados a comer a primera hora del día o de la noche; otros en la segunda, tercera o cuarta hora, e inclusive más tarde; y cada uno esperaba el pienso que le correspondía: el camello necesitaba paja; el asno, centeno; el elefante, sarmientos; el avestruz, vidrios rotos- Pero, según un relato, todos los animales, aves y reptiles
y el hombre mismo subsistieron con un solo alimento: pan de higo.
Noé suplicó: "¡Señor del Universo, sácame de esta prisión! Mi alma está cansada del hedor de los leones, los osos y las panteras"!. En lo que respectaba al camaleón, nadie sabía cómo alimentarlo, pero un día Noé abrió una granada y salió de ella un gusano que devoró ese animal hambriento. En vista de ello amasó tallos de espinos de camello, hizo una torta y alimentó al camaleón con los gusanos que criaba. Una fiebre mantuvo a los dos leones enfermos durante todo el tiempo; no atacaban a los otros animales y comían pasto como los bueyes. Al ver que el fénix se hallaba acurrucado en un rincón, Noé le preguntó: "¿Por qué no has pedido comida?" "Señor —contestó— tu familia está ya bastante ocupada y no quiero causarle molestias". Noé bendijo al fénix diciendo: "¡Quiera Dios que nunca mueras!" .
Noé había separado a sus hijos de sus esposas y prohibido los ritos maritales: mientras el mundo era destruido no debían pensar en llenarlo de nuevo.
Prohibió lo mismo a todos los animales, aves y reptiles. Sólo desobedecieron Cam, el perro y el cuervo. Cam pecó para salvar a su esposa de la deshonra: si no se hubiera acostado con ella, Sem y Jafet se habrían enterado de que iba a tener un hijo engendrado por el ángel caído Shemhazai. También castigó al perro uniéndolo vergonzosamente a la perra después de la copulación; y al cuervo haciendo que inseminara a la hembra por el pico.
Cuando pasaron ciento cincuenta —según algunos cuarenta— días Dios cerró las compuertas del Cielo con dos estrellas tomadas de la Osa Mayor. Ésta todavía persigue a las Pléyades por la noche gritando: "¡Devolvedme mis estrellas!"
Luego envió un viento que hizo que las aguas de Tehom se derramaran por el borde de la Tierra y el Diluvio fue disminuyendo lentamente. El día veintisiete del séptimo mes el arca se asentó sobre los montes de Ararat. El día primero del décimo mes aparecieron las cumbres de los montes. Pasados cuarenta días más abrió Noé la ventana que había hecho en el arca y ordenó al cuervo que saliera y trajera noticias del mundo exterior. El cuervo replicó insolentemente: "Dios, tu señor, me odia, y tú también. ¿No fueron sus órdenes: 'Toma siete de todos los animales puros y dos de todos los impuros?' ¿Por qué me elíjes para esta misión peligrosa cuando mi compañera y yo somos solamente dos? ¿Por qué no utilizas a las palomas, que son siete? Si yo muriese de calor o frío el mundo se quedaría sin cuervos. ¿O es que codicias a mi hembra?" Noé exclamo: "¡Oh, malvado! Hasta mi esposa me está prohibida mientras estamos a bordo. ¿Cuánto más tu hembra, criatura que no es de mi clase?" Al oír eso, el cuervo se ocultó- Noé registró el arca con cuidado y al poco tiempo encontró al tunante oculto bajo el ala del águila y le dijo: "¡Malvado! ¿No te ordené que salgas para ver si han bajado las aguas? ¡Sal inmediatamente!" El cuervo replicó con impudencia: "Es lo que pensaba. ¡Codicias a mi compañera!" Noé, airado, exclamó: "¡Qué Dios maldiga el pico que pronunció esa calumnia!" Y todos los animales que le oyeron dijeron: "¡Amén!" Noé abrió la claraboya y el cuervo —que entretanto había empreñado al águila y a otras aves que se alimentan de carroña, depravando así sus naturalezas— salió volando, pero volvió en seguida. Lo envió otra vez y volvió también.
La tercera vez se quedó afuera saciándose en los cadáveres.
Entonces Noé dio la misma orden a una paloma, la que como no hallase donde posar el pie, se volvió al arca, porque las aguas cubrían todavía la superficie de la tierra. Sacó Noé la mano y cogiéndola la metió en el arca. Esperó otros siete días, y al cabo de ellos soltó otra vez la paloma, que volvió a él a la tarde, trayendo en el pico una ramita verde de olivo. Conoció por esto Noé que las aguas no cubrían ya la tierra, pero todavía esperó otros siete días, y volvió a soltar la paloma, que ya no volvió más a é l . El año seiscientos uno, en el primer mes, el día primero de él, comenzó a secarse la superficie de la tierra, y abriendo Noé el techo del arca miró y sólo vio un vasto mar de barro que se extendía hasta las lejanas montañas. Aun la tumba de Adán había desaparecido. El día veintisiete del segundo mes estaba ya seca la tierra y Noé pudo desembarcar.
Tan pronto como sus pies tocaron la tierra tomó piedras y erigió un altar a Yahvéh, y tomando de todos los animales puros y de todas las aves puras, ofreció sobre el altar un holocausto.
Dios aspiró el suave olor y se dijo en su corazón: "No volveré ya más a maldecir a la tierra por el hombre, pues los deseos del corazón humano, desde la adolescencia, tienden al mal; no volveré ya a exterminar todo viviente, como acabo de hacer. Mientras dure la tierra habrá sementera y cosecha, frío y calor, verano e invierno, día y noche". Bendijo Dios a Noé y sus hijos, diciéndoles: "Procread y multiplicaos y llenad la tierra; que os teman y de vosotros se espanten todas las
fieras de la tierra, y todos los ganados, y todas las aves del cielo, todo cuanto sobre la tierra se arrastra y todos los. peces del mar, los pongo todos en vuestro poder".
También les permitió que comieran carne, con la condición de que antes le quitaran la sangre, y les explicó: "El alma de un animal está en su sangre". E instituyó la pena de muerte para todo hombre o animal que matara. Luego puso el arco iris en el firmamento y dijo: "Cuando cubriere yo de nubes la tierra aparecerá el arco y me acordaré de mi pacto con vosotros'.

11 comentarios:

  1. una pagina que se preste de tal por correo, debe publicar lo que se le escribe, aunque muchos no esten de acuerdo, sino saque esta pagina de internet y busque otro trabajo, pero barbarolas ideas no se matan porque traigo los puños llenos de verdades y si no le gusta a sus lectores que se den cuenta que la religion es politica de alto nivel, sino vea el vaticano, estamos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo "Anónimo", te pido por favor que no hagas comentarios políticos en este blog,metes comentarios en temas que no tienen nada que ver con lo que dices. Que tiene que ver "El Diluvio" con la cumbre sudamericana?. Si quieres expresar tu sentir político haste un blog y decí todo lo que quieras y, allí, la gente podrá compartir, o no, tus opiniones. Esta no es una tribuna política, cosa que detesto bastante, si sigues con esa tesitura me tomaré el trabajo de borrar todos tus comentarios, ya que no cumplen con las espectativas y el propósito de este Blog. Creo ser claro, tus comentarios están fuera de lugar, creo que bien lo podes hacer en los diarios o páginas políticas.
      Saludos cordiales.

      Eliminar
  2. no me publica lo que pienso de esta reunion de 33 presidentes sudamericanos, falta , ecuador, cuba y venezuela, en cartagena de indias colombia, hoy por hoy nortamerica nos necesita porque esta fundida luego del despilfarro que iso, con los viajes, espaciale, para ver si encontraba a Dios y se olvidaron de que Dios esta en c/u de nosotros tambien generaron guerras de todo tipo, haciendo sufrir a muchos
    cada ves que se reunen en este caso 33 presidentes , parece el grado mas alto de la masoneria especulativa, no las de los canteros constructores como la leyenda de Hiram Abiff.este era maestro arquitecto del templo de sal-amon quisiera que esto que se esta haciendo alli, sirva para el proposito de mejorar el nivel de vida de todos los pueblos y no la de los empresarios banqueros que cada dia inventan nuevas agresiones para quedarse con trillones de dolares de los paises que se le sometieron a la masoneria e iglesia catolica ambas se dan las manos, pobres iniciados, compañeros y maestros, hay 180.000 ordenes masonicas en el mundo al cual dominan, sal de ahi y de la iglesia catolica, dios esta en secreto en c/u de nosotros, no necesitamos organizaciones, para descubrilo sino tenemos al maestro de justicia la naturaleza, aprendamos un poco de ella y seremos mejores personas-

    ResponderEliminar
  3. quedate tranquilo Sergio ya nunca mas te molestare, con el deseo de vivir en un mundo mejor para todos, donde no existan los picaros, que lo tienen todo, y los demas, nada, parece que desde Akenaton y Nefertiti, que crearon el monoteismo, y pusieron por dios a Aton
    mas de 5000 años desde ahora hasta alli, sabes no se corrigio nada , con saber mucho de lo que tu publicas, y te olvidas, de roma, grecia, egipto, sumeria , hititas, hicsos, civilizaciones muy superiores a las que nos vendes. quedate con tu religion unica, yo creo en la diversidad, en el otro , ese que tiene un total desamparo, y no como vos, que tenes el estomago bien lleno
    y que encima crees en lo que publicas, no queriendo saber que tu heres hijo de la cultura que te implementaron desde chico. SHALOM

    ResponderEliminar
  4. Ay amigo "anónimo", juzgas a los demás y te escondes en el anonimato, creo que no entendistes nada de lo que dije... bien vale expresar las ideas pero sobre lo publicado aquí, no me interesa los comentarios politicos porque éste no es un blog ni político ni religioso. Mi creencia es mía y nadie me la va a cambiar, como vos tenés tus creencias, que respeto, yo tengo las mias, y exijo respeto. Además quién sabe lo que yo pienso y siento?, y sí tengo el estomago lleno es porque me rompo el "orto" laburando y jamás le pedí nada a nadie y jamás esperé nada de nadie. Nadie tiene derecho a poner en tela de juicio mi integridad, y menos arrogandose ser el dueño de la verdad como para juzgar quién es bueno y quién es malo. La libertad es libre y la verdad es de todos y el juicio no nos corresponde, porqué lejos estamos de ser perfectos.

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  5. no quiero entrar en polemicas con un especialista de la dialectica como , tu, yo no tengo verdades
    como tu dices, y ademas que es la verdad, a mi no me interesa, yo emiti una opinion , no una verdad, no tengo creencia y me llamo MARCOS GOLDSTEIN, ahora por favor deja de pensar que me escudo en el anonimato, pero no queria mezclar a mi familia, que me lo reprochara de por vida, cuando leas anomino, ponte
    a pensar que a lo mejor tenemos que publicar un simple comentario de esta manera, yo no odio a nadie, y tampoco necesito dinero, ni trabajar, a mi me sobra,QUE TE QUEDE CLARO, FUE PURA CASUALIDAD ENCONTRARME CON TU PAGINA .TIENES TANTO ORGULLO COMO YO Y DEJEMONOS DE JODER, ENTRE TU Y YO, DETESTO LAS POLEMICAS DE MAL GUSTO.

    ResponderEliminar
  6. Marcos, por su puesto que no quiero polemicas inutiles, solo dije, y creo que fui claro que no me gustan los comentarios politicos ni religioso descalificadores, al menos en este blog; acepto toda opinión sobre las publicaciones que realizo y siempre estoy dispuesto a aprender, en tus comentarios dijistes un par de cosas interesantes que yo desconocia, eso es lo que me gusta!!!.
    Para política hay otras páginas de opinión especializadas, que, a mi, no me interesan.
    No tengo nada encontra tuya, al contrario, sólo quisiera que respetes mi sentir en este blog, ya que yo lo cree.

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es más si quieres emitir una opinión en partidular sobre algún tema, al pie de la página, hay un foro del cual podes participar si es de tu agrado.

      Eliminar
  7. Mira sergio te agradezco de todo corazon, lo que dices de un una persona que recien esta pisando los 14 años y me deplazo en silla de rueda, eso si motorizada, sos una gran persona y tenes un gran corazon, te admiro por ello, mientra tanto sigue con tu excelente trabajo que muchos desconocen, saber por otra parte que mucha de la informacion que tu viertes, nosotros tenemos la obligacion de saberla, aunque nos hagamos el sota, y vos sabes porque.Gracia y que el santo benito sea , te siga llenado de luces.Chau hermano mio.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un tipo tan joven e inteligente me enorgullese que visite mi blog; desde ya te digo que es un placer tenerte como lector y que viertas tus opiones (siempre y cuando no sea de politica jajaj). Mi amigo si quierés dar alguna sugerencia desde ya podes hacerlo. Espero que sigas visitandome.

      Un afectuoso saludo.

      Eliminar