"No hay decisiones buenas y malas, solo hay decisiones y somos esclavos de ellas." (Yo)

jueves, 14 de julio de 2011

MITOLOGIA MAYA -LA SIEMBRA DEL MAIZ-


MITOLOGIA MAYA
LEYENDAS Y CUENTOS MAYAS

La siembra del maíz

Es necesario un esfuerzo grande y serio para conocer y entender lo maravilloso de la Cultura Maya.
La recopilación, traducción y escritura de mitos, cuentos y leyendas aquí presentada, fue realizada por jóvenes maestros bilingües, Napoleón Tarax Herrera, Eulalio Argueta Calel; y por el coordinador del Consejo de Pueblos Mayas Chinab’jul, Víctor Manuel Larios Velásquez.

Introducción
Esta obra es una recopilación de mitos, cuentos y leyendas que nos introducen a la cultura ancestral de los pueblos mayas. Es esta una forma de abrir puertas a un mundo dominado por relatos míticos. Los mitos por definición, involucran aspectos sagrados o sobrenaturales y generalmente tienen un carácter explicativo. En cierta forma la cosmovisión y los antiguos dioses de la cultura maya, aunque solapados por el cristianismo y trasformados con el paso del tiempo, aún persisten y se manifiestan en esta tradición.
Los mitos, cuentos y leyendas aquí contenidos presentan similitudes con los relatos del Popol Wuj.
En la cosmovisión tradicional de los pueblos de origen maya, la religión está estrechamente ligada con la naturaleza y uno de sus principios es el respeto.
Al perderse este respeto, se rompe el equilibrio y esto trae como consecuencia un castigo, que se debe expiar y ofrecer algo a cambio


La siembra del maíz
Para la siembra del maíz, lo primero que se hace es la oración. Desde muy temprano se encienden candelas entre la semilla; pero cuando comienza la siembra, las candelas encendidas se pasan al altar y permanecen encendidas durante todo el día, mientras se está sembrando.
Para la siembra del maíz, se invita a los vecinos y familiares, así como a las mujeres para preparar la comida.
Hay diferentes costumbres entre los k’iche’s, y una de ellas es hacer suficiente comida para todos los trabajadores y repartir guaro a los familiares y vecinos después del trabajo. En fin, la siembra de maíz es una verdadera fiesta, porque así como se da, así se recibe.
En tiempos antiguos, nuestros antepasados ponían marimba.
Hay algunas recomendaciones para que la siembra del maíz produzca bastante: el día de la siembra del maíz, se considera un día sagrado, por lo que no debe haber enojos o regaños durante ese día; la semilla debe cuidarse, no debe dejarse que los animales tengan contacto con ella, ni que se la coman; no se les debe dar a tomar café a los trabajadores, porque en el proceso de formación, en la mayoría de los casos, la mazorca puede sufrir deformaciones.
Si no se respetan estas recomendaciones, el maíz ya no se da y la tierra ya no produce.

7 comentarios:

  1. esta super interesantr

    ResponderEliminar
  2. no tiene una buena respuesta

    ResponderEliminar
  3. Wath? Es una mierd* :)

    ResponderEliminar
  4. Anónimo puede no gustarte pero por favor no pongas en evidencia tu ignorancia y tu falta de modales, habla muy mal de vos. Será que por eso te escudas en el anonimato.

    ResponderEliminar
  5. muy interesante, gracias, por la información

    ResponderEliminar